Celulosa

Klabin es la única compañía en Brasil que suministra simultáneamente al mercado tres tipos de celulosa – fibra corta (eucalipto), fibra larga (pino) y fluff – producidas en una única unidad industrial completamente diseñada para esa finalidad. La variedad de fibras se traduce en una multiplicidad de soluciones y combinaciones, que satisfacen las características de cada tipo de papel: productos de higiene requieren suavidad, resistencia y capacidad de absorción; papeles para escribir e imprimir demandan resistencia y opacidad; papeles especiales, con propiedades específicas, exigen composiciones a medida.


Celulosa de fibra corta

Producida a partir de bosques plantados de eucalipto, la celulosa de fibra corta Klabin se utiliza en diferentes tipos de papel, como los del segmento de tissue (papel higiénico, toallas y servilletas, principalmente), papeles para imprimir y escribir y papeles especiales.

Celulosa de fibra larga

Resultante de bosques plantados de pino, la celulosa de fibra larga brinda propiedades como resistencia a papeles de los segmentos de tissue (papel higiénico, toallas y servilletas, especialmente), papeles para imprimir y escribir, embalajes y papeles especiales (diversos tipos de filtros y embalajes especiales). La combinación de las celulosas de fibra larga y corta, solución disponible en la nueva unidad industrial, resulta en papeles de alta calidad, que pueden aliar diversas propiedades, como suavidad, opacidad y resistencia, en un único producto.

Celulosa fluff

Convertida a partir de la fibra larga de pino, la celulosa fluff, comercializada en bobinas, es ideal para aplicación en pañales y toallas higiénicas de alta calidad, con rápida capacidad de absorción.
Resultado del pionerismo de Klabin, esa materia prima, que antes era importada a Brasil.